Análisis del estilo de personalidad de Ragnar Lodbrok – Vikingos


Análisis del estilo de personalidad de Ragnar Lodbrok – Vikingos

 vikings_logo_rgb_pos

ragnar

Ragnar Lodbrok fue un rey vikingo (Suecia y Dinamarca), pagano, astuto, osado y sanguinario del siglo IX. También es el protagonista de la serie “Vikings”(Vikingos), creada para el canal de televisión “The History Channel”.

La datación de su reinado es incierta, aunque la mayoría de las fuentes lo sitúan entre 835 y 865. Empezó su reinado a una edad muy temprana, muchos nobles extranjeros intentaron invadir sus tierras pensando que su gobernante era sólo un niño, e incluso tuvo que hacer frente a traidores que se encontraban en su círculo más cercano. Todos ellos fueron rechazados y se le empezó a considerar como un héroe, creyendo el mismo Ragnar que era descendiente del dios Odín. Lodbrok tenía una voluntad fuerte y no renunciaba ni se echaba atrás fácilmente.

Ragnar LodbrokDesde pequeño aprendió a desconfiar del poder hasta llegar a no creer en él. Perdió rápidamente su inocencia y vulnerabilidad. Sin embargo, toda su vida parecía orientada a conseguir ese mismo poder.

Ragnar creció en una familia sumergida en una rígida disciplina seudo-militar, experimentando la violencia de algún miembro de la familia e inclusive de la sociedad vikinga que le rodeaba, convirtiéndose en un ser insensible, exigente y frío. La consecuencia de ello es un poso de haber sido profunda e injustamente herido y un sentimiento de venganza contra el mundo. Si el mundo es cruel, en él sólo pueden sobrevivir los fuertes, prefiero comer a ser comido, hacer sufrir a sufrir.

Los sueños del joven Ragnar comenzaron a volar mucho más allá de su reino… hacia otros lugares que podrían proveer grandes porciones de tierras, recursos y oro. Está seguro de su verdad y no se dignará a perder el tiempo en convencer a los ignorantes de sus (posibles) errores.

 

 Era un desafiador audaz, alguien que saca a las personas de su zona de confort para que hagan todo lo que son capaces de hacer sacando su máximo potencial (en ocasiones en exceso, llegando al extremo). Le gustaba arriesgarse, las aventuras, correr riesgos para ponerse a prueba, comprobar si es capaz de vencer los peligros y autoafirmarse.

Creía que las dificultades son buenas porque te endurecen y hacen tener aún más claro lo que deseas.

Normalmente las personas con este estilo de personalidad tienen dificultades para relacionarse con los demás porque quieren dominar a todo aquel que se encuentra en su ámbito. Exigen el respeto de los demás, necesitan ejercer el control sobre su espacio personal y si alguien lo invade sin permiso, reaccionan con energía ante el invasor.

Tenía una gran astucia sacando ventaja de las debilidades de sus enemigos, por ello no tenía reparos en atacar a las ciudades cristianas en fiestas sagradas, la sorpresa y desconcierto eran mayores, los soldados estaban desprevenidos orando en el templo.

Realizaba rápidas incursiones con sus drakkars (barcos vikingos) arrasando las ciudades de Europa, sobretodo Francia e Inglaterra, y aceptando diferentes tributos, o pagos, para dejar en paz los pueblos atacados y abandonar sus tierras.

Se le ha vinculado en matrimonio con dos famosas guerreras Lathgertha y la reina Aslaug (Aslög).

Durante una de sus muchas incursiones es donde conoció a su primera mujer, Lagertha, en quien Ragnar vio a “una mujer experta en la guerra que, llevando en la virginidad un coraje viril, luchaba la primera entre los más prestos, sueltos los cabellos sobre los hombros”. No había nada que le hiciera sentir más orgulloso que ver actuar por su cuenta a alguien a quien ha tomado bajo su protección.

Respecto a su segunda esposa, Aslaug, hija de Sigrud (Sigfrido en el famoso “Cantar de los Nibelungos”) y Brunilda (la famosa Valquiria), se dice que los guerreros de Ragnar le informaron que habían visto a una hermosísima joven llamada Aslaug y éste les ordenó que la buscaran y le plantearan un acertijo para probar su inteligencia. “Ordenadle que venga a mi encuentro para que pueda ser mía. No quiero que vaya desnuda ni vestida, ni hambrienta ni saciada, y que no venga sola, aunque nadie debe acompañarla”. En respuesta, la joven acudió ante Ragnar vestida con una red de pescar, comió únicamente una cebolla y fue acompañada por un perro.

En el fondo Ragnar huye del amor, que es lo que más necesita, pero al mismo tiempo, es precisamente lo que le hace más vulnerable (o así cree él). Su tabú sería la vulnerabilidad y la debilidad. Eso es lo que más teme, su escudo y protección ante este miedo sería la actitud permanente de dominación y poder.

Ragnar

En 845 temía que los guerreros de su reino, sin enemigos y aburridos, cometieran alguna estupidez que fuera contraproducente para su reinado. Por ello lanzó una ofensiva con 120 barcos y 5.000 hombres contra Francia. Desembarcó en el estuario del Sena y asoló la parte occidental del imperio Francés. Remontando el río Sena llegaron a París el 28 de marzo, dando comienzo su asedio. Antes, había derrotado a un ejército franco y capturado a más de un centenar de soldados. Ragnar no sentía mucha compasión por los débiles e indecisos, la debilidad sólo podía traer problemas.

Por ataques vikingos como este se les llegó a considerar el mayor terror de Europa, “protégenos oh señor de la ira de los hombres del norte”.

También dirigió numerosos saqueos en el Mar Báltico contra curonios, sambianos y semigalianos.

En 865, desembarcó en la costa noreste de Inglaterra, donde fue derrotado y capturado por Aella de Northumbria. Condenado posteriormente a ser arrojado a un pozo de serpientes venenosas. Hay que tener en cuenta que sólo los guerreros que morían en combate podían acceder al paraíso o Valhalla, y a Ragnar lo habían matado unas serpientes sin su hacha y escudo. Sus últimas palabras fueron que sus cachorros lo vengarían. Estos eran sus hijos Björn, Ivar, Halfdan y Ubbe.

Pocos años después los hijos de Ragnar desembarcaron en Inglaterra con un ejército, vencieron a Aella en batalla y consiguieron capturarle. Le aplicaron la pena llamada “el águila sangrienta”, por la cuál le abría la espalda al condenado, le quitaban las costillas y sacaban los pulmones de manera que se parecieran a las alas de un águila, mientras el condenado se mantenía consciente hasta el último momento, no pudiendo lamentarse mientras tanto, para así ser digno y acogido por los dioses.

Entre las características principales de Ragnar Lodbrok están el autoritarismo, la dominación, una predilección por la acción y los resultados concretos, junto a una actitud de venganza inmediata. Frente a las fuerzas que obstaculizaran su voluntad podía oponer resistencia rechazando la colaboración, provocando el conflicto y asumiendo una actitud rebelde. Creía que había que “romper algunos huevos para hacer una tortilla”. Era el primero en reaccionar para responder a los desafíos. Tenía gran confianza en sí mismo y en su fuerza. Era intenso en todo y le gustaban las experiencias fuertes.

El estilo de personalidad de Ragnar Lodbrok es el eneatipo 8 del “Eneagrama de la personalidad”

Si quieres ver más características de este estilo de personalidad, el eneatipo 8 pulsa aquí”.

vikings_video_0

Autor: Jesús Seijas Queral – Psicólogo.

Biografía:

Análisis realizado gracias a los estudios y libros de Don Richard Riso: Tipos de personalidad (Ed. Cuatro Vientos), La sabiduría del Eneagrama (Urano, Madrid, 2001) y Claudio Naranjo: El Eneagrama de la sociedad. Males del mundo. Males del alma. (Temas de Hoy, Madrid, 1995), Carácter y neurosis (La Llave, Vitoria, 1996)

Saga de Sturlaug el Laborioso. Saga de Ragnar Calzas Peludas. El relato de los hijos de Ragnar. – Santiago (ED.)  IBAÑEZ LLUCH , MIRAGUANO, 2014

Ley de propiedad intelectual. Todos los derechos reservados desQbre

Ley de propiedad intelectual.
Derechos reservados
desQbre

propiedad-intelectual-y-derechos-de-autor-algunas-ideas-50-728

Anuncios

Análisis del estilo de personalidad de los personajes de “El mago de Oz” – Tía EMMA


 Análisis del estilo de personalidad de los personajes de “El mago de Oz” – Tía EMMA

Eneagrama de la personalidad

3082968_640pxEs dura y estricta, pone a cada uno en su lugar diciéndoles sus funciones y comprobando que el trabajo esté bien hecho.

Corresponden al tipo de persona justiciera, cuyos correctísimos modales ocultan una ira contenida por el tabú de la violencia.

Su arma más utilizada es la crítica hacia los demás. El otro siempre queda en posición de inferioridad por no alcanzar el modelo de perfección ideal.

Podría ser una olla a presión, cuya rabia, contenida y controlada, puede manifestarse bajo diversas formas, tales como:

  • La Superioridad: La irritación ante las limitaciones de los demás puede traducirse en actitudes de superioridad profesional, ética, intelectual, de comportamiento…
  • La Crítica: Detectar instintivamente los errores y los aspectos negativos de las personas, así como puntualizar las cosas que no funcionan o están como al 1 le gusta.
  • El Perfeccionismo: Excesiva preocupación por los detalles.
  • El Moralismo: Tendencia a imponer los propios criterios y juicios, adoptando un tono de sermón y de reprimenda en relación con los comportamientos considerados erróneos.
  • El Control: Tendencia a la rigidez y a la falta de espontaneidad (cabezotas).

El estilo de personalidad de “tía Emma” corresponde al eneatipo 1 del “Eneagrama de la personalidad”.

Si deseas leer más información sobre el eneatipo 1 pulsa aquí.

Si quieres leer el estilo de personaliad de otros personajes de “El mago de Oz”, pulsa aquí.

Calendario de CURSOS y TALLERES

Autor: Jesús Seijas Queral (Psicólogo)

desQbre – Eneagrama de la Personalidad

testimonios

desQbre

 

2

El Síndrome de Wendy – El Eneatipo 2 del Eneagrama


Actitud que presenta el ESTILO de PERSONALIDAD 2 del ENEAGRAMA (Eneatipo 2), sobretodo el SUBTIPO CONSERVACIÓN  (Curso de Eneagrama nivel II):

 

wendy-disney-01Wendy es un personaje del conocido cuento de Peter Pan, que protagoniza uno de los papeles femeninos del relato. Peter Pan es un niño de trece años que no quiere crecer y que también olvida fácilmente. Deseoso de convertir su vida en una gran aventura, aprovecha un descuido de sus padres para salir volando por la ventana, porque no olvidó que antes de nacer fue un pájaro. Se va a vivir a la Isla de los Pájaros, el país de Nunca Jamás, donde se encuentran los niños perdidos y donde es posible vivir como un héroe y realizar proezas y donde existen los duendes, las hadas, los indios y los piratas. Peter Pan, aprovechando que Wendy no es feliz en su casa, la invita a vivir en el país de Nunca Jamás para contar sus bellos cuentos y cuidar a los niños perdidos.

Wendy es una niña real de doce años, una persona responsable, afectuosa y sensible, que ama y quiere ayudar a Peter Pan y que se encarga a los niños como una verdadera madre bondadosa y cariñosa, cumpliendo con su deber aunque tenga solamente doce años. Campanilla es un hada, el otro personaje femenino de este cuento, que tiene un perfil diferente y que puede ser celosa, caprichosa y sobre protectora. Al principio conspira para eliminar a Wendy, dando rienda suelta a su lado malo, pero luego se arrepiente y logra ser más amistosa. Se trata de alguien que se ocupa de Peter Pan, que lo ama y que también lo protege, pero que es también capaz de dejarse vencer por sus pasiones y deseos. Después de trabajar incansablemente cuidando a Peter Pan y a los niños, Wendy se da cuenta que en el país de Nunca Jamás tampoco puede ser feliz porque tiene que hacer cosas que no le gustan y aunque ame a Peter Pan y sea amada por él, Wendy adopta a los niños y decide volver a su hogar que ahora considera que es el mejor lugar para ella. Peter Pan promete visitarla en el futuro, pero no olvidemos que siempre será un niño y que tiene muy poca memoria. Campanilla también se cansa de haber perdido su libertad por amar a Peter Pan  y también se va. En la vida real estos personajes también existen. Existen muchos Peter Pan que no quieren crecer, que prometen amar eternamente y brindar una vida feliz, pero que no son capaces de perseverar ni de cumplir sus promesas, que esperan todo de los demás y que no hacen nada por los que dicen amar. También existen muchas Wendy, seres dispuestos a perder su libertad y dar todo a quienes dicen amarlas pero que sólo las utilizan para sus fines. Si existe un Peter Pan también habrá una Wendy que se someta a su voluntad por amor y le brinde todo su esfuerzo aunque su vida se torne miserable.

En este relato, Wendy tiene el ejemplo de sus padres, que también son una pareja que se complementa, un hombre egoísta e inmaduro que manipula a su mujer, quien a su vez se somete adoptando el rol de una niña obediente. Wendy fue primero la madre de sus hermanos y luego continuó con ese rol estimulada por Peter Pan que la utilizó para que cuidara de los niños perdidos en el país de Nunca Jamás. El temor al abandono, a la pérdida de los afectos y la necesidad de agradar a todos a toda costa, hace que estas personas estén dispuestas a adoptar una actitud complaciente y sumisa con tal de no quedarse solas. En este tipo de relación, la sexualidad está desdibujada, más bien se trata de un amor fraterno o maternal. Afortunadamente se puede salir de esta situación y no repetir historias, tomando conciencia de que se está cargando con las responsabilidades de otro y llegar así a encontrar el equilibrio en la pareja; y si eso no fuera posible, repensar la relación y liberarse definitivamente de ese vínculo.

LEER CARACTERÍSTICAS de este estilo de PERSONALIDAD del ENEAGRAMA (pulsar)

Ver CURSOS de Eneagrama

LEER más ARTÍCULOS sobre Eneagrama

 

garantia-satisfaccion

desQbre

Fuente: psicologia.laguia2000.com